Mostrando entradas con la etiqueta Crear. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Crear. Mostrar todas las entradas

29 de junio de 2022

¿Cómo superar la falta de motivación?


Para poder trascender la falta de motivación tenemos que ubicarnos en el contexto real de lo que es la motivación. La gente a veces confunde ideas y se mal piensa que la motivación es el entusiasmo, las ganas irrefutables, la energía carnavalesca, la pasión sin límites. Y en realidad todo ello es un conjunto de expresiones y sensaciones que solemos manifestar cuando estamos a gustos con la vida, con nosotros mismos y con el entorno. 

La motivación, en cambio es otra cosa. Motivación viene del latín “moveré” y significa “movernos de…” de lugar físico, de lugar mental, de lugar emocional, de relaciones, de costumbre…. Todo aquello que nos “mueve” que nos agita el “tapete” es una fuera de la motivación. 

Por eso no necesitamos “superar o trascender la falta de movimiento” porque si hoy en tu vida “no hay ritmo” es porque no existe la “necesidad” de hacerlo, incluso cuando opines lo contrario. 

La motivación es la voz interna que susurra “algo hay que hacer”, cuando falta es porque nada hay que hacer o nada falta. Podrías pensar “a mi me falta motivación para adelgazar” y la respuesta es ¿Lo crees realmente? ¿Crees que te falta un murmullo interno que te diga has la dieta para estar saludable? O en todo caso lo que te falta es el “motivo” detrás de la dieta. Es decir, ¿Qué encontrarás detrás de la pérdida de esos kilos? Y si bien, puedes decir “que te sentirás ligera, que te verás más guapa, que tu colesterol bajará, que tendrás más ligue” esos argumentos no son lo suficientemente fuertes para moverte a la acción. 

No falta motivación, te falta un sentido. Una orientación. Un compromiso. Y sobre mucha queja, demanda hacia la vida que no te ha concedido tus sueños.

La aparente falta de motivación es a menudo un reclamo infantil, un tirar la toalla, un no quiero jugar más con estas cartas, y es perfecto, pero ¿Qué quieres? 

Todo el tiempo, todo tu hacer es motivación, tu desdén, tu apatía, tu pereza, son expresiones de tu motor. Eso es la motivación el impulso que te lleva a no hacer tu ejercicio pero si a mirar todo el día una serie con cara de amargura. La motivación es desde la ontología del lenguaje la inquietud que nos permite movernos hacia adelante, hacia el curso de la vida, el caudal de la supervivencia.

¿Cómo superar tu motivación negativa? 

Eres un bicho de costumbre, cuánto más abraces el desamor hacia el todo, más lo vivirás. Entonces manos a la obra:

¿SIENTES BAJÓN? 

SAL A CAMINAR, sin celular, sin música, sal a caminar por la calle y observa la naturaleza, el cielo, las hojas de los árboles, hasta llegar al punto de perderte en ese escenario y no tener conciencia de ti porque te has fundido con lo vasto e inmenso. 

PRACTICA DEPORTES DE DESPLAZAMIENTO, corre, trota, nada, camina a velocidad, ahora no es paseo.

LLEVA UNA RUTINA DE EJERCICIO, el ejercicio nos permite conectar con nuestro chakra 1 que es el raíz, nos da seguridad, y permite que nuestra energía se armonice a través del movimiento.

¿Quieres saber más? Conoce a Natalia y su historia de vida!!! Te va a movitar!

TRABAJA LA TIERRA, cultiva, cambia brotes de tus plantas de maceta o simplemente has un hoyo en la tierra mojada y húmeda y siento eso entre tus manos.

ELIMINA EL AZÚCAR PROCESADO de tu dieta, reduce el consumo de harinas con gluten, y el exceso de frutas, prefiere frutos rojos como las fresas, las zarzamoras, las frambuesas, son las frutas que activan el borrado de memorias heredadas

MEDITA al menos 5 minutos al día, cierra los ojos y escucha tu interior, tu silencio y la paz oceánica que eres pero que a menudo olvidas.

Si quieres saber más, contacta mi web VISITA MI WEB


9 de junio de 2022

¿Qué es la culpa?


Te regalaré mi concepto de culpa  que dice "culpa es la capacidad única de limitar el potencial de forma  arbitraria." Es decir, a través de la culpa vamos cortando el potencial que tenemos en esencia y que  por sobre todo desconocemos. Lo hacemos de manera "arbitraria" porque hace referencia a mi subjetividad. Limito aquello que juzgo no es como debería ser. La culpa es un programa  por lo tanto de DESVALORIZACIÓN que surge de la PERCEPCIÓN, es decir de la forma de relacionarnos con la vida desde la mente y los sentidos. Cuando nos sentimos "culpables"no des-valorizamos, nos restamos valor, consideramos que "hay algo malo" en nosotros, algo por exceso o por defecto, pero la culpa indica que "somos diferentes" y eso "no arrebata valía."

 Así cómo observamos la vida, ahí afuera, así es la vida aquí adentro. Es decir, eso que te acongoja está dentro tuyo, y cómo duele, lo proyectas, lo expulsas al exterior, es como barrer la basura de la casa, sacarla a la puerta y pretender que no es tuya. Esa forma de barrer se llama PROYECCIÓN. SENTIR CULPA es sentir que hemos PECADO y pecado en su etimología significa "error."La culpa nos lleva a CARGAR CON ALGO…con un error que hemos cometido por pensamiento, sentimiento, palabra, acción u omisión. 

La culpa es un PROGRAMA O UNA PROGRAMACIÓN ARCAICA, ancestral que tiene fines de supervivencia. Culpar es culparse. Entonces PROYECTAMOS Y PERCIBIMOS, tiramos la basura fuera (proyección) y nos quejamos de la mugre que hay (PERCIBIMOS, es decir JUZGAMOS).Y en esa percepción errónea comienzan los pensamientos de castigo, porque la culpa siempre BUSCA CASTIGO. 

TODOS tenemos CULPA, hombres y mujeres, toda la especie humana, es una CULPA subconsciente, secreta, silenciosa,ancestral, histórica,  que ni siquiera sabemos que tenemos. Si ahora te pregunto ¿De qué te sientes culpable? Quizás tu respuesta sea de NADA. Sin embargo, si nos tomamos un tiempo de reflexión empezarían a salir las situaciones en las que la CULPA es ama y señora de tu vida. 

La culpa es la piedra fundamental del EGO, y ¿qué eres tu? Tu eres EGO. El ego es susceptible de muchas acepciones, y siguiendo la línea de pensamiento de este post y la filosofía de UCDM (Un curso de Milagros), el EGO es la personalidad, la suma de tus pensamientos conscientes y subconscientes y tus sentimientos. 

Ese EGO nos hace creer que existe algo denominado SEPARATIVIDAD, y desde este contexto toda la vida se vuelve un campo de fútbol, con bandos, con lados en los que estar, con posturas, puntos cardinales, direcciones, buenos y malos. 

En la separación, surge la culpa. En la simple pregunta ¿A quién quieres más? ¿A mamá o a papá?  Surge la culpa. La culpa como la creencia de que lo que sentimos, pensamos, actuamos, y somos tiene algo "maligno".... 

¿Cuál es tu culpa principal? ¿Qué te hace sentir culpa? ¿En situaciones la sientes? ¿Cómo te castigas? 

Si quieres conocer más acerca de mi trabajo te invito a www.talleresadistancia.com 




13 de agosto de 2019

Palabras ... que nos atan....

 Últimamente todo lo que estudio, más allá de la temática se relaciona con las creencias. Las creencias son la base de la vida que tenemos, y por supuesto de la vida que NO LOGRAMOS TENER. En apariencia para muy disparatado sostener que las CREENCIAS rigen nuestra vida, más sin embargo si observamos a profundidad veremos que las CREENCIAS son el combustible de nuestra existencia.
¿De dónde nacen? De la experiencia de nuestro antepasados, de nuestros padres, de nuestra raza, de nuestro género, del contexto social e histórico en el que nacimos y nos desarrollamos, de nuestras propias experiencias.
Fíjate que siempre he utilizado " de nuestros/as" con independencia de haber compartido con ellos o ser contemporáneos, dado que todo lo que nos une con un grupo con el que compartimos intereses particulares se guarda en el inconsciente de ese grupo, y lo que se guarda es información.
Por lo tanto, aunque ahora mismo seas una mujer libre, sexual y emprendedora; en tu mente subconsciente también tienes información de esclavitud, de desvalorización, de incapacidad, quizás sin esa información no serías la mujer que hoy eres. Tal vez, todas aquellas mujeres que sufrieron no poder estudiar, votar, hablar, disfrutar del sexo; encuentran el descanso de su lucha, en mujeres que pueden graduarse, ejercer carreras políticas, ser oradoras, y omitir fingir orgasmos.
Así se sucede la vida, los que están primeros hacen tareas más duras, y los que vienen por detrás encuentran cosas resueltas y nuevos desafíos para heredar a las generaciones venideras.
Lo trascendental de las creencias es que muchas están grabadas en tu mente subconsciente; por lo tanto no todas son de fácil acceso. Puedes saber con certeza que tu creencia hacia los chocolates es "los chocolates de menta que me trae mi amiga cuando viaja a Canadá son los mejores que he comido" pero sin embargo, entras en crisis cuando quieres por ejemplo entablar una relación amorosa con algún hombre/ mujer que se asemeje a esos personajes de las películas románticas rodadas en Estocolmo. ¿Qué sucede? ¿Por qué nadie se parece a ellos? ¿Dónde están los guapos? ¿Las guapas? ¿Los amorosos? ¿Los abuelos tiernos y millonarios? ¿Los chicos fieles?
Parece que se quedaron todos en el set de filmación, y surge la creencia "esas películas son peor que el azúcar y la cocaína juntas!!
Nunca sale al encuentro algo de aquellos bellos paisajes románticos... surge otra creencias "las películas de amor son una mentira", "en la vida real el amor no es así"....
Nos sentimos felices de descubrir el truco y entonces generamos relaciones CAÓTICAS que se vinculan perfectamente con nuestras ideas acerca de la vida y de las películas de amor.
Estos conflictos SI SON LA VIDA MISMA... la vida es constante lucha, ahora sí, nos quedamos tranquilos.
Pero....  y ¿si detrás de cada encuentro/ desencuentro o infortunio, hubiera una CREENCIA acerca de nosotros o de los demás o del amor o sobre el dinero o las prosperidad que nos lleva a tener una alerta hacia los personajes que embonan en ellas?
Qué tal si nos sentimos que no merecemos una vida de película? que somos insuficientes? qué los hombres buenos sólo son los que no tienen suerte en lo económico? que el matrimonio es una celda?
Sólo te doy ejemplos.... tal vez si pudiéramos indagar en momentos del pasado, de un pasado muy lejano... y encontrarnos con vivencias en las que se grabo una creencia que hoy nos separa de lo que queremos...podríamos modificar nuestro presente... te doy un ejemplo... cuando era adolescente escribía muy bien ( bueno siento que lo sigo haciendo) en ese entonces mis redacciones en la asignatura de literatura generaban malestar en mis docentes, siempre me ponían baja puntuación porque ellos juzgaban que yo no podía escribir así, o con ese vocabulario... lo que correspondía a un 10 me calificaban con 6... ¿qué crees que aprendí durante mucho tiempo?
Qué destacar era malo. 
Qué mostrar el interior era peligroso.
Qué lo que me parecía bello era menospreciado.
Que definitivamente yo estaba mal.
Durante muchos años, pese a seguir escribiendo, siempre me dió temor de mostrar lo que hacía, más allá de haber ganado muchos concursos literarios, siempre mostraba con cierta vergüenza mi creación. Pero mi creación no era solo literaria, mi vida era creación, por lo tanto durante mucho tiempo sentía vergüenza de quién era.  Vamos a sumarle que me decían feto, cucaracha; que por un problema en un tendón no podía hacer ejercicio y la maestra juzgaba que me ganaba la pereza y mandaba a llamar a mi madre.... te das cuenta... yo actuaba correctamente, era estudiosa, creativa, aplicada y los demás me minimizaban... y yo un adolescente ( alguien que carece de....) juzgue que mis maestros ( autoridades) tenían razón y salí a la vida de adulto con creencias limitantes acerca de mí; me volví muy pero muy autoexigente, me esforcé en demasía para alcanzar las cosas ( y no alcancé nada), rechacé y oculté mi cuerpo y mi rostro ( que era muy hermosos... jaja...pero no me daba cuenta en ese momento).... me convertí en un ser sumamente tímido...
....un día me cayó el 20.... y a VOLAR.... Me destapé... empecé a mostrarme... a valorarme....me convertí en un líder... una guía... pero imagínate la energía que invertí en todo el proceso... si hubiera tenido maestros conscientes mi vida hubiera sido desde los 13 años distintaaaa.... 
Por eso quiero que entiendas, que si aún no eres capaz de alcanzar cosas, es porque tienes CREENCIAS que se adhieren perfectamente a lo que hoy tienes, y no son compatibles con lo que no tienes....
NECESITAS SALIR DE TU ZONA DE CONFORT... DE CREENCIAS QUE TE CUIDAN Y PROTEGEN... PERO DE LA VIDA MARAVILLOSA QUE PUEDES TENER....
Si hemos creído modelos de realidad de lo que no somos, PODEMOS CREAR MODELOS DE REALIDAD de lo que si somos....te aseguro... que puedes crear la VIDA QUE QUIERES...pero urge...romper la caja en la que estás inmerso....

9 de abril de 2019

Por qué NO SOMOS FELICES?


Si hemos sido dotados de un poder infinito, si día con día cada vez son más las personas que "dicen" creer que somos más que una bolsa de huesos y carne, que después de esta existencia "hay algo más," si creemos en la física cuántica, en la fuerza del inconsciente, en la energía, si nos reconocemos como seres espirituales viviendo una experiencia corporal; si asistimos a entrenamientos, talleres, leemos libros, hacemos yoga, nos volvemos veganos, rezamos, meditamos, tratamos a nuestras mascotas como personas, incluso llegamos a considerar el término amor propio y hasta nos reconocemos en el espejo...  si alcanzamos tantos logros,  POR QUÉ NO SOMOS FELICES de tiempo completo?....
Hablo en general, dos o tres lo serán, pero el resto de los mortales evolucionaditos, los que trabajamos día con día en nuestro propio huerto.... estamos en una transición ... cambios paradigmas obsoletos por nuevos y flexibles modos de observar la vida que dijeron era sólo un sueño; pero a la larga la mente racional, GANAAAA... y caemos en la inconstancia.... Es más fácil seguir dormidos que mantener los ojos abiertos....
Por eso cuando preguntan ¿Terapia yo, para qué? ¿Yo estoy bien?....hay miles de respuestas.
Hacer terapia es entrenarte a tí mismo en aquellas excusas que manejas perfectamente bien pero que te alejan de tu esencia, de tu verdad primaria, y es sólo una VINISTE AL MUNDO...ESTÁS EN EL MUNDO...PARA RECORDAR QUIÉN SOS!
Ya sos FELIZ pero no te han avisado... porque muchos años te informaron que eras torpe, feo, gordo, burro, idiota, molesto, rebelde... te informaron de puros códigos egoicos y se olvidaron (porque ellos tampoco sabían) de lo REAL... y sos completo... sos perfecto... no hablo desde la perfección del EGO y los íconos de la belleza/Poder que instaura la sociedad; hablo de algo más profundo... de tu verdadera materia prima... de tu verdadero SER... el que tiene el poder infinito..
Entonces, ¿ Por qué no somos felices? Porque hemos olvidado que somos FELICIDAD, COMPLETUD, ETERNIDAD. 

Mucho más que EGO... 
Conecta con tu fuente!





11 de octubre de 2018

No te enamores de mi


Deberíamos tener la posibilidad de enamorarnos o no enamorarnos. Como seres de luz en un vestido egoico, el enamoramiento es una experiencia nefasta. Enamorarnos implica siempre salirnos de nuestro camino del medio, del eje, del centramiento, para ubicarnos en cualquier sitio menos donde debemos estar; desde ahí cometemos el peor de los pecados, los insultos a la integridad más aberrantes, el desperdicio de la vida de la forma más abrupta. Enamorados engordamos porque cada invitación al café implica el pan; nos desvelamos porque en las noches nos pasamos miles de minutos en el whatsApp escribiendo pendejada y media; o en otras redes sociales dando like a fotos o comentarios que en otra postura nos parecerían ridículos y ahora se nos presentan como revelaciones. Invertimos dinero en comprar, este o aquello, regalos, sorpresas, símbolos marcados con iniciales que ya saben de antemano que van a finalizar, y aún así las grabamos; planeamos futuros eternos, usamos las palabras siempre, nunca como puertas blindadas de nuestro amor, y un día, cualquiera, sin lagañas en los  ojos del corazón te das cuenta que no era  Einstein, que era un pelotudo más con sus agujeros al viento y fuiste vos quién los lleno de colores y quisiste creer que era un calidoscopio. 
Por dónde antes veías luz, por esos mismos agujeros, ahora ves oscuridad. 
Lo mismo que te unió, es lo mismo que te separa.

Después de pasar el impacto, comienzan los planteos, los acuerdos: las estrategias.  La planificación intelectual de las emociones; el desgarro de la razón, la parálisis de los sueños, y con suerte se toman de la mano y siguen el camino pensando que al otro siempre le falta 10 para el peso... que podrían ser feliz pero que al otro le falta 10 para el peso...

Por eso te pido, te ruego... no te enamores de mi...
Porque enamorarse implica siempre la crónica anunciada de la desesperanza. No voy a cumplir tus expectativas porque no me corresponden. Son tuyas. 
No voy a ser lo que esperas, porque soy de otra manera, incluso peor o tal vez mejor, pero soy diferente a lo que proyectas.
Me va a faltar siempre 10 para el peso porque de eso se trata la humanidad; de aprender a ser feliz en la incompletud, sin la satisfacción de la subjetividad.
Entonces no te enamores de mí. Mejor quédate en tu eje. Y de ahí descubre si así con mis luces y mis oscuridades te atreves a cruzar el desafío de la individualidad para crear un puente, nosotros; a sabiendas que somos y seremos afortunadamente diferentes, opuestos y a la vez lo mismo. Así podrás observar que no tengo defectos, que lo gusta o desagrada, son la cara de la misma moneda, que la perfección es una búsqueda estúpida del ego; que el alma cuando mira no juzga nada porque sabe que todo es necesario para seguir evolucionando.
Entonces así, no te enamores de mí. Mírame en mi plenitud, mírame a mí, no a tu espejismo y ahí decide si puedes ser feliz con 90 centavos. 





6 de septiembre de 2018

Instrucciones para volver a amar

                                                                                               
    A todos los que sufren por amor.


¿Usted ha amado y le ha ido como en feria? ¿De arriba para abajo? ¿inestabilidad emocional? ¿Fue abandonado? ¿Abruptamente? ¿Sigilosamente? ¿Le aplicaron el ultimátum? O ¿Desaparecieron sutilmente? ¿Lo borraron de las redes sociales? ¿ Lo dejaron de seguir? ¿Ya no le llama ni escribe? ¿Lo dejaron y ni siquiera le mandaron una carta documento para notificarle? ¿Todo se termino y usted ignora la causa?

No sé preocupe, a todos nos pasa. 
No es consuelo de tonto. Es un hecho que le permitirá sobrevivir al duelo del amor romántico. Ese pinche amor que nos hace salir del eje y perder el contacto con la tierra y de repente hasta un montón de basura nos parece la décima maravilla moderna. Así dicen sucede, cuando el sistema inmunológico está pendejo es campo fértil para el virus del amor. El virus siempre está presente, pero si no estamos dando las condiciones no pasa nada. Eso explica porque ahora todos quieren conmigo o contigo o vosotros. 
Ser campo y dejar que el virus colapse su información en nosotros, nos infeste hasta llegar a tener síntomas graves como el extrañiamientus de madrugadis; derrame lagrimal al evocar ciertas memorias, ausencia de apetito, manifestación de ataques terroristas hacia los dulces, o cara de culo contracturada, son simplemente algunas. 
Cuando estamos enamorados, conflicto activo del virus, dejamos de ser quienes somos para convertirnos en una marioneta, los sentidos se exaltan y la vida para ser eterna y maravillosa hasta que se interrumpe el proceso porque alguien deja de amar, o de querer estar, o se muere o se marcha o se convierte en un fantasma que va y viene, pero nunca está. 
Y ahí surge la lucha interior entre la herida narcisista y el ego impactado ¿Cómo puede ser que esto me está pasando? ¿a mí? Si... A mí... a tí... a ellos... a todos... y se jura venganza... No me vuelvo a enamorar nunca más... a mi no me verán la cara de pendejo.... se termino el amor... etc....
Y armando una mochila llena de ideas y preconceptos limitantes y esclavizantes, nos llenamos de toxinas químicas y emocionales,  vamos desperdiciando el tiempo que tenemos, porque en lugar de vivir en el presente, incluso con el dolor actual, miramos para atrás y le metemos el dedo a la llaga de lo que ya no existe... 
Con el tiempo, si no sanó... impactará esta cuenta pendiente en relaciones próximas... y la esencia de la vida que es ser feliz y disfrutar, se verá afectada, por el simple hecho de no haberle puesto límites a su ego maleducado y a ver creído que porque hubo un fin no fue cierto; o no fue real, haciendo más importante una parte que el todo.
Déjese de joder, y vuelva a amar... para ello siga estas instrucciones.
1) OBSERVE su dolor... ¿ cuánto duele? del 1 al 10... siendo 10 la máxima intensidad. Ese dolor de sentirse no querido, no valorado, o reconocido ¿ es nuevo? ¿se ha sentido así alguna otra vez? El dolor siempre lleva conciencia a donde no la hay, ¿ qué mensaje le traerá en esta vuelta?
Ahora que ya sacó su intensidad y la lección que viene a traerle piense...
2) PARALIZA MI VIDA... ¿realmente paraliza su vida? es decir ¿sus gestiones arcaicas principales como respirar se ven imposibilitadas de ser ejercidas? ¿puede respirar? ¿comer? ¿ingerir líquidos? ¿eliminar y evacuar toxinas? Si la respuesta es SI, si puedo respirar... entonces este dolor puede doler mucho pero no pone en riesgo su vida... puede poner en riesgo sus sueños, incluso sus proyectos ya no existir; pero mientras hay vida, siempre hay posibilidades.
3) AHORA QUE YA HA OBSERVADO EL DOLOR Y SABE LA INTENSIDAD Y PESE A ESO PUEDE VIVIR, reflexione...¿conoce realmente lo que le pasa a la otra persona? ¿Cuántas veces le resulta más fácil creer que el otro le hace o le miente o lo desprecia? esta vez dese la chance de pensar bien... y ¿si la otra persona tiene miedos? ¿ y si siente amor pero teme jugarse? y ¿si tuviera conflictos de merecimiento? ¿ temor a herir a otros? o incluso ¿miedo a sentir profundamente por temor a ser lastimado?
Si resulta que la otra persona también es vulnerable como nosotros... pensar bien... nos hace sentir bien... y le retiramos la etiqueta de hijo de puta al otro y de víctima a nosotros. Nos pone en equidad. En empatía... quizás no hubiera actuado así pero puede entender que el otro hizo lo mejor que pudo con los recursos que tenía.




























4) ABRAZANDO EL DOLOR CON SU INTENSIDAD Y A SABIENDAS DE QUE SE PUEDE VIVIR, Y YA EMPATIZANDO CON EL PRESUNTO DEPREDADOR... es momento de pensar... ¿esto es lo más terrible que me pudiera suceder? y la respuesta SIEMPRE es NO... entonces sentirnos agradecidos que si bien esto no es lo ideal es mejor que otras cosas que podrían sucedernos como la muerte...
5) Hay otros que han vivido cosas peores y siguen... ¿lo puede reconocer? Si la respuesta es SI, entonces, ¿Cómo no podría seguir?
6) PESE A ESTE DOLOR CON EL CUAL SE PUEDE VIVIR Y SEGUIR Y EMPATIZANDO CON EL OTRO...¿podría hacer cosas por el bien de sus seres queridos, y de usted mismo?... sonreír, cocinar algo nutritivo y sabroso, abrazar, correr, mirar una puesta de sol, sentir la brisa en el rostro, enseñar a escribir a un niño, jugar con su mascota, limpiar la basura que encuentra en la calle, respetar las señales de tráfico, saludar a la gente aún sin conocerla? y la respuesta es siempre SI...

Entonces mirando objetivamente se dará cuenta de que aunque duela que las cosas no sean como lo deseamos, igual se puede vivir y que dada la impermanencia de todo, haber conocido a ese ser del que hoy esta distanciado ha sido una experiencia importante en su vida. Quizás haya mucho para atesorar y recordar con el corazón sano, o todo para olvidar; pero hubiese sido mucho más triste no coincidir con ese ser. Porque si lo cruzó en su vida era porque se buscaban para saldar viejas cuentas inconscientes que traen - incluso tal vez - de otras vidas. 






















Cuando pueda observar lo maravilloso que es coincidir con el otro, encontrarnos en una mirada, un beso, un suspiro, un abrazo; ya no quedarán ganas de quedarnos recluidos en el dolor crónico, y usted junto con su ego, saldrán de la mano a darle LIKE a la vida. 




17 de mayo de 2017

Somos bichos raros



Cuando nos adentramos en el camino de la evolución de la conciencia, muchas veces entramos en conflictos con situaciones que parecen estar fuera de sintonía con lo que venimos practicando. Ya dejamos de actuar o accionar de manifiesta forma errónea, comenzamos a respetar la vida del universo, nos volvimos vegetarianos, practicamos yoga, dejamos de enfadarnos, guardamos el instinto asesino en el cajón, meditamos, dejamos de ver la paja en el ojo ajeno para ver la viga en el propio, cantamos mantras, nos volvemos más saludables, quizás somos veganos, no imponemos nuestras creencias, miramos nuestro ombligo desde un lugar de responsabilidad, observamos las sombras- las propias en los otros -; nos adentramos, nos comenzamos a conocer, incluso a tenernos cariños, nos sentimos contentos, sin motivo exterior... pero la vida sigue siendo un caos....

¿Qué estamos haciendo mal? ¿Por qué no llegan en cascadas abundantes los billetes? ¿Por qué la productividad de nuestro esfuerzo diario no genera un sustento próspero? ¿Por qué las cosas no salen cómo queremos? ¿Por qué si somos buenas personas no nos va todo tan bien? ¿Por qué a fulano o a mengano que son unos hijos de puta el dinero les baila la danza del vientre todos los días frente a sus ojos? ¿Por qué los demás que les importa un carajo de las demás personas tienen la suerte que no tenemos? 
¿Por qué los otros que comen carne, grasa, lácteos, no se enferman? ¿Por qué los infieles no tienen cuernos? ¿Por qué los ególatras carecen de problemas para conciliar el sueño? ¿Por qué los que mienten tienen fanáticos que los siguen?  
¿Por qué mierda siendo tan buena persona me va del culo? ¿Por qué si hago todo lo que dicen los maestros iluminados que debo hacer mi vida no es lo que anhelo?

UN MOMENTO.... ¿Quién habla ahí? ....¿De quién es ese discurso quejumbroso? --- Es mío... soy yo...el EGO.... el ego de todos los que transitan el nuevo camino... hago sacrificios impensables para lograr la paz, la felicidad, y el bienestar.... y todo exactamente sigue igual... la misma pinche suerte...nada cambia...

UN MOMENTO... ¿Nada cambia? ¿Nada? ... Bueno sí... algo en realidad... cuando no me dan estos ataques monologuistas... suelo disfrutar de pequeñeces que eran invisibles a mis ojos... y me gustan... me he liberado del pre-concepto que los otros puedan ponerme; y en la mayoría de las veces no siento aprehensión por ser amado. Pero de todos modos no consigo lo que quiero.... consigo lo que ni siquiera pensaba conseguir... prefiero vivir en el estrés, no disfrutar de pequeñas cosas, vivir sujeto de la aprobación de los demás, apegarme a las relaciones, y tener DINERO... COSAS MATERIALES... SER FELIZ TENIENDO TODO...

UN MOMENTO... ¿Todo? No todo: No... sólo lo que DESEO... lo que QUIERO...lo que se me ANTOJA...

UN MOMENTO... Así no funciona...

Somos bichos raros... estamos formados por un EGO "es identidad que reconoces al mirarte al espejo y que se queja, ama, sufre, goza, COMPARA y DESEA" y por un ALMA " cuerpo superior que no habita la dimensión de la materia, es de una energía más sutil y por lo tanto no tan densa como el cuerpo físico"
Cuando dentro de nosotros llega el "llamado" y comenzamos a indagar nuevas formas de relacionarnos con la realidad de siempre cometemos el error de creer que el llamado nos va a salvar a nivel del ego... es decir que todo lo que queremos a nivel del Ego se hará realidad, pero en verdad hemos sido puestos acá para evolucionar el alma, y muchas veces los aprendizajes del alma no son las lecciones que el Ego quiere vivir, ni los sueños del EGO son los sueños del alma.
Poder comprender esto servirá para observar que quién se queja de todo lo que no logras es simplemente tu EGO, esa personalidad finita y mortal, que es para el alma lo que es para tu ego una camiseta. 
Volverte a tu esencia es volverte inspirado, es decir en espíritu es comenzar a entrar en armonía con las leyes universales, dejar de resistir (Ego), y fluir con la vida. No se trata de lograr lo que queremos, se trata de renunciar a querer. Para el Ego puede resultar incomprensible; lo sé. El mío se ha puesto más de mil veces loco; hasta que poco a poco va entendiendo.
Cuando aprendemos a renunciar al anhelo, al deseo, al quiero, quiero, quiero.... aparece la luz de la sabiduría... pasamos de la resistencia egoica, a formar parte del todo....¿Crees que las gotas de lluvia quieren estamparse en el pavimento? O ¿Las hojas amarillas soltarse de los árboles? o ¿Las vacas transformarse en bistec?... ¿Por qué creemos que todo lo que es ajeno a nosotros puede vivir en el mundo de la no satisfacción personal subjetiva? Eso para el resto está bien; pero ¿Para los humanos?... la vida es un escenario de evolución, todo lo que está en materia tiene alma informada, y a través de las diferentes vidas del alma va evolucionando. 
No somos nosotros como alma, es un alma que hoy nos usa a nosotros para aprender. Que ha elegido el traje que somos en este nivel físico, pero el alma no nos pertenece, ella viene vistiéndose de con diferentes disfraces desde hace mucho tiempo. Comprender que estamos integrados por "lo que nos gustaría" y " por la búsqueda de la verdad," nos despoja de la culpa que en el plano físico el EGO compra por no lograr sus objetivos. 
Quizás esos objetivos -inclusos los más nobles - no son parte del aprendizaje del alma. El trascender las enseñanzas no es una cuestión de moral o ética. No sufrimos, o vivimos cosas dolorosas porque somos buenos o malos; sólo porque esas son las asignaturas que vino el alma que nos posee a aprender.
Incluso para nivel del alma no hay bueno ni malos; porque no hay dualidad, sólo actores haciendo lo que deben hacer para que el alma logre su maestría. 
¿Quieres saber más?
Si te interesa conocer más acerca del nuevo paradigma de la vida, si tienes interés en comprender las lecciones del alma, y educar a tu ego para disfrutar tu estancia en este camino, te invito a participar del taller MERECIMIENTO Y PROSPERIDAD. 
Solicita informes por inbox. 







22 de diciembre de 2016

Navidad 2016

Din, don, dan, din, don, dan... llega navidad... Amo la navidad... esta época del año me inspira; me hace meterme adentro en mis más profundos recuerdos y anidar ahí en las memorias de otros tiempos que en apariencia no existen, pero sé con fe de certeza que siguen vivos. 
Cierro los ojos y llega a mi cuerpo físico la sensación de humedad de un calor intenso en el verano rosarino. El sudor esparciéndose como una gota de aceite por la piel bronce y la voz de algunas vecinas que dicen "La calor".... 
... No imagino Navidad con frío... Papá Noel viene en short y remera... dejó el trineo en otras altitudes, acá pedalea, jadea, y piensa que está demasiado gordo para entregar juguetes en América del Sur; con suerte a veces, sólo a veces, alguién le presta una Zanelita, y el barbeta descansa.
... En la Florida, los más jóvenes están tendidos al sol como enormes piezas dispuestas a ser disecadas. En la noche, a la luz de la luna y bajo un manto estrellado, descalzos con la arena entre los dedos, medio mundo festejará bailando... Algunos esperaremos los permisos paternales correspondientes para salir cruzando los dedos índice y medio de cada mano.
.... Por calle Mendoza... Space abrirá sus puertas... en las veredas como hormigas en pleno picnic, chicos y chicas, cervezas mediante, habrán logrado salirse de la casa familiar airosos...
.... Y hoy yo daría cualquier cosa por quedarme con mamá y papá sentados alrededor de la mesa desacomodada con restos de la hambruna tardía...rompiendo nueces...
....El olor del asado y el cansancio de papá baja por las escaleras... ya está la cena lista... apenas casi llegamos de las últimas compras.... cuando el dinero se hace "el importante" y llega a último momento... la peatonal Córdoba es un gentío desesperado buscando que regalar....
....Veo los paquetes insólitos de papá ... la creatividad puesta al servicio de lo simple....de lo no fastuoso... de lo que el bolsillo permite.... 
....conservo aún aquellos jaboncitos...el libro.... la carta.... la dedicatoria.... y el envoltorio del Pan Dulce.... que solía comprar en aquella panadería .... y que mi hermana pequeña en la primera navidad acéfala me dio como obsequio a aquellos bellos momentos....
...el cielo se ilumina de fuegos artificiales y perplejos nos quedamos con las cabezas elevadas.... corre peligro algún ojo…es la hora de destapar la sidra y a quién le cae el corcho "se casa"....
.... a la distancia.... no sé .... si nos escondíamos debajo de la mesa para protegernos o para seguir solteros.... lo que haya sido... funcionó....

10 de octubre de 2016

¿Amas a tu prójimo como a tí mismo? Uff pobrecito!!!


Imaginemos un planisferio gigante, a la cuenta de tres y con los ojos cerrados, apoyamos en un lugar cualquiera, al azar - si es que existe-  el dedo índice. ¿Qué lugar del mundo fue elegido? No importa. Cualquiera da exactamente lo mismo. Por que independientemente del idioma, la moneda, la política, en todos la violencia, la locura, el asecho, el miedo se encuentran presentes. La ciencia y la tecnología evolucionan y la humanidad también, pero hacia un agujero de enojo, apego y toxicidad. 
En mayor o menor escala el mundo es lo mismo. Cansancio, hambre, pobreza, destrucción, desesperanza, odio, envidia, abuso. El estado de ánimo del planeta es de resentimiento y resignación. Y la postura es resistir y aguantar. Aguantar hasta que las cosas cambien, aguantar hasta que el otro se comporte como quiere, aguantar hasta que los demás decidan cambiar, aguantar hasta que nos paguen, aguantar hasta que el divorcio sea la última posibilidad, aguantar hasta que nadie se de cuenta. Aguantar. Respirar más o menos profundo, y aguantar. Sonreír y aguantar. Hasta que un día ya no podemos más y explotamos. Y explotan las historias, las trompadas, las palabras, los recuerdos, las bombas, los gritos. Y luego el silencio. El disimulo. El olvido. El tiempo; para que todo otra vez se reorganice para volver con el mismo escenario. Aguantar, explotar, callar, olvidar y re-armarnos. Y en esta secuencia viciosa y absurda en la que nos encontramos inmersos como sociedad; como familias e individuos transcurrimos la vida como si esa fuese la única opción, tal vez porque es la que nos enseñaron y hemos aprendido.



Pensando en la doctrina budista y las enseñanzas de Jesús; algo me hizo click por dentro. Un botón me saltó intempestivamente y me puse a reflexionar en una frase recurrente "Amar a nuestro prójimo como a nosotros mismos". Y creo que ahí está el nudo que obstaculiza el crecimiento personal y espiritual de la humanidad. Habría que agregar "Amar a nuestro prójimo como a nosotros mismos. Después de haber aprendido a amarnos" ¿Por qué si no sabes amarte cómo amarás al otro? ¿Acaso no será que lo que le haces al otro es exactamente lo que te haces a ti mismo? Si tu amor es tóxico, ¿ por qué creerías que podrías amar a tus hijos de otra manera? ¿O relacionarte con tu pareja desde un lugar de equilibrio?
Ahora lo puedo ver claramente. La falta de amor propio es la causa de tanta barbarie. Por que quién se ama no daña... recuerdo que alguna vez lo escribí en este mismo blog ... y quién daña no se ama... se defiende, y para ello ataca o huye... Sin amor propio somos fieras heridas buscando defendernos de cualquiera que pueda eventualmente dañarnos; y por ello primero atacamos.
Tal vez el mundo si cumple con la doctrina de amar al otro como así mismo, sólo que olvidó que la forma de relacionarse consigo misma es nefasta, arbitraria y repleta de apegos que estorban.
¿Será que la forma de amarnos, la que hemos aprendido es abusiva? Yo creo que sí. Nos han enseñado a amarnos con reserva; digo "nos han enseñado", y me refiero sólo al ejemplo que nuestros mayores nos han proporcionado con sus acciones; pocos han tenido la fortuna de recibir una instrucción clara sobre el amor personal.  Y esos guardaditos están en relación con la creencia que siempre entre el otro y yo, debemos elegir al otro, porque de lo contrario seríamos muy egoístas - sentido estrictamente coloquial- miserables, mezquinos, malos, muy malos.

3 de agosto de 2016

¿Quién eres?


Si nos preguntan ¿ quienes somos? respondemos con una lista de juicios que explican o hacen referencia a nuestros resultados. En Ontología del Lenguaje se parafrasea que somos un conjunto de principios explicativos; de alguna manera equivale a decir que somos en relación a nuestros resultados, o mejor dicho aún nos identificamos con ellos y por ende nos construimos a partir de ellos.  Podemos decir Yo soy puntual porque tengo un historial que avala esa declaración, yo soy fiel porque mis actos se condicen, yo soy valiente porque tengo una memoria que me dice que he atravesado riesgos y sin embargo pocos decimos YO SOY BIOLÓGICO cuando tenemos un cuerpo que lo consta a cada momento. 
YO SOY BIOLÓGICO cabe enunciar que soy INSTINTO... 
YO SOY LENGUAJE  cabe enunciar que soy CULTURA
Humanidad y animalidad se mezclan en el YO SOY... por yo soy esto y aquello; un ser lingüístico y un ser de la naturaleza. Soy un todo de dualidades que en última instancia se entrelazan, compaginan, vinculan, tropiezan, sabotean, y me conforman.
YO SOY NATURALEZA/ YO SOY CULTURA
Yo soy conflictos biológicos que activan mis programas cerebrales de adaptación o sobre vivencia y mis conflictos psicológicos que activan mis programas de socialización.
Y esta hermosa dicotomía de la que formamos parte en muchas ocasiones es olvidada; y sobreexageramos solo una parte, la social; y es cuando emergen los síntomas.
Pensamos que todo pasa por la cabeza, pero todo nos sucede desde el cuerpo; este carruaje especial que porta nuestra esencia vital, es el comunicador de los desequilibrios que a diario sobrellevamos bajo el síndrome "está todo bien".
Frente a una situación inesperada, dolorosa, tendemos a negarla, y a conservarla en el silencio de nuestra conciencia personal, mejor que nadie se entere de lo que estamos padeciendo o sufriendo. Llevamos rumiando el conflicto hasta la almohada y mágicamente esa noche no podemos dormir. Creemos que el problema está ahí... en la incapacidad de concebir el sueño, sin observar que ese es el mensaje ¿Para qué no estoy pudiendo dormir? ¿Por qué no me permito bajar las defensas? ¿Será que me siento en tal situación de indefensión que me urge mantenerme alerta?
El dolor se manifiesta en aquellos espacios dónde no había conciencia para dejarnos un mensaje. ¿Cuáles son los mensajes que recibes a diario? ¿Te dedicas tiempo para conocerte? ¿Es el autoconocimiento una herramienta para el éxito en las relaciones?
Si quieres conocer más acerca del apasionante mundo de SER HUMANO te invito a participar en nuestro taller VOLVER A NACER Y CURAR HERIDAS EMOCIONALES DE LA INFANCIA que tendra lugar el 20 y 21 de agosto. 
Más informes chuchigonzalez@dhcrearte.com
                      Whatsapp 5534551888 ( de 12 a 18)



27 de julio de 2016

Bonjour Tristeza...


 Hace unos días de vino de vacaciones a visitarme la tristeza, es una hermosa emoción que me acobija del ruido exterior, de los zorros a la vera del camino con sus máscaras de corderos desgollados, de la obsoleta fantasía de todo está bien y el mundo es un lugar maravilloso de los farsantes que juegan a la rayuela lanzando la piedra al cielo y abriendo el paraguas antes de que llueva. 

Tristeza ... genuina y biológica, sabor amargo con algunas pizcas de acidez, tensión muscular que recuerda la nostalgica parodia del ácido láctico corriendo por mi venas en un más allá, diferente al actual.  Fémina de insolente finura, elegante y fútil mirada; que me invita a juntar todos los pedazos de mi espejo roto para rearmarlos; otra vez.
-¿Cuántas? 
Muchas más.. quizás... -Grita la Generala
- ¿No es mala suerte mirarse en espejos rotos? 
- ¿Es un espejo roto o un nuevo espejo? - Contesta rápida. Y me quedo con la lengua seca como un loro embalsamado que murió sin decir. 
-¿Por qué la gente te tiene miedo? retorno de la ausencia discursiva... 
-Por qué la gente le tiene miedo a todo lo que no logra manejar, a lo que se escapa de los frascos con etiquetas, a lo que no puede dominar poniendóle una tapa a rosca encima...
-¿y qué hacen contigo cuando te le presentas?
- Se distraen, fingen moralidad; buenos modales, y se toman algunos unas pastillas, o una copas, o un tren, o un disgusto, ... se toman siempre algo para tragarme, para pasarme como si fuese parte del bolo alimenticio, algo "casual", un ingrediente más de la ensalada...
- ¿Y qué haces?
-¿Yo? Yo juego... me entretengo...le hablo al oído al colón que se inflama porque es asustadiso; le hago un moño a la boca del estomágo,  toco música con el acordión de los intestinos... hago burbujas de aire....hasta que me aburro y me quedo dormida... y cuando despierto....con gran vitalidad...Si me permiten expresarme estornudo, o patino en el escurrimiento nasal de la mañana... y si me ignoran... reaparezco fortalecida agarrada hasta los huesos u ofendida en la apatía de una severa depresión.
-¿Lo importante es expresarte?
-No lo importante es que entiendas el mensaje...
_______________________________________________________________________

Hace un año era tu cumpleaños, y hoy sólo un recuerdo... no sé si te fuiste porque tu misión terminó, y el capullo libero a la mariposa para que libre rasgara nubes de colores con su belleza suprema o abortaste la misión porque sentiste que ya no ibas a alcanzar la meta. Sea como sea, hoy no estás. No estás de la forma habitual en la que habitabas nuestro espacio conocido, nuestros sonidos, nuestros sabores. Ya nunca regresarás a esas formas, pero continúas en otras.. 

Dónde sea que haya un lugar con sol y una piedra lunar, seguro estarás disfrutando. 






21 de julio de 2016

La pretensión ....una careta actual

Dicen los que saben que todo está descubierto, que nada es nuevo en la viña del señor, sin embargo, juzgo, que en la actualidad, está emergiendo una patología conyuntural muy apropiada a la velocidad con la que nos manejamos y nos hemos adaptado a vivir.
Hablo del SER PRETENSIOSO. Este virus cultural hace caldo de cultivo en las redes sociales, desde ahí se reproduce, multiplica y expande, desde las más usuales a las más modernas. Creo que la raíz está en el libro de vida que todos - la mayoría - nos hemos acostumbrado a escribir en forma cotidiana como un necesidad similar a la primera orina: FACEBOOK. 
Observando los muros linderos,  puedo apreciar con sorpresa la gran cantidad de seres humanos felices, abundantes, honrrados y agradecidos que me rodean y lo muy lejos que  están de formar la minoría a la que adhiero  de seres mortales de vidas corrientes.
Están los felices a tiempo completo, los desdichados discriminadores de felicidad, y los justicieros - los que más molestan porque de una u otra forma evidencian lo que los demás no se atreven a decir.
Me quedo pensando ¿Por qué dan miedo las emociones? ¿Por qué el enojo parece ser una mala costumbre? ¿Por qué se confunde un reclamo como una queja? ¿Por qué se pretende vivir en un mundo monocromatico color rosa
De vez en tanto cuando pretendo que mi muro sea algo más que el  puestito del mercader de venecia y tomo la osadía de expresarme, muchos juzgan con altiva sopresa la descarada queja que entre mis dedos asoma o la lengua coloquial sudada de reclamo.
Está fuera de moda ser UNO MISMO. Hoy se busca SER  lo que los demás prefieren, exigen, pretende, o simplemente lo que es  politicamente correcto.
Sonrisa, benevolencia, calma similar a la que precede un huracán, pero si se corta la conexión, el mundo no sigue siendo una bolita dulce, allá afuera es una bola de carne, mierda y muerte. ¿Cómo puede ser si hay tantos felices a tiempo completo?

La pretensión dista de la ambición, del deseo, del anhelo, se acerca la fachada de mostrarnos como algo que no somos. Expresar lo que la regla del marketing social legitima como exitoso, y las migajas de la humanidad vencidas a dar por culo; porque nadie quiere tener nada que ver con la bronca, la escacez, la injusticia, la tristeza o cualquier forma no bonita de la vida. Como si la vida fuese algo totalmente distinto a nosotros mismos. 
Escaparnos de lo que nos constituye nos transforma automaticamente en alguien ajeno a nosotros mismos. Al producto de una APP que podemos descargar y usar, pero ¿Qué nos perdemos? 
La oportunidad de vivirnos en libertad, de conectar con la emoción que fluye por la sangre y sobre todo de limpiar espacios para higienizar nuestro corazón. El cerebro es tan vanidoso y soberbio  nos engaña a través de los sentidos; acomoda la realidad a las creencias que tejimos y así se crea su zona de seguridad para actuar; y cuando alguien comete el error de salirse de la norma, CHACATE, machete, mensajes moralizadores, la voz del DEBER SER.... palabras tranquilizadoras para que entre en quietud la ebullición de la miseria personal. El mundo está hecho de vencedores y vencidos. Hoy las redes solo atrapan a los primeros, los últimos los de mi rango, andamos a la deriba, naufragos de una libertad incompetente con las reglas del sistema. Disculpen, yo si lloro, me enojo, me rio, insulto, amo y puteo, no discrimino lo que puedo sentir o no, porque no racionalizo las emociones, me pegan en el hígado y las dejo murmurar dentro mío, hasta que se extinguen. Y por vivirme así tengo más bálsamo que luchas internas, menos fans, pocos amigos y algunos hermanos. 


19 de mayo de 2016

¿Por qué las dietas no funcionan?


¿Cuántas veces has querido bajar de peso? ¿Cuántas dietas has probado? ¿Has dejado de comer? ¿Hiciste sacrificios varios? ¿Proteínas? ¿Nada de sal? ¿Puro jugo verde? ¿Semillas? ¿Comer de parado? ¿No cenar? ¿Sólo té? ¿Comida macrobiótica? ¿Ejercicio? ¿Meditación? ¿Todo de todo y nada de nada ha funcionado? En este artículo tengo la respuesta para tí. 

Usualmente queremos alcanzar una meta, nos proponemos hacia donde queremos llegar y muy pocas veces lo logramos- (Optimistas obtentologos de todo abstenerse, acá hablamos honestamente)
En el mejor de los casos, los que están cerca de nosotros nos dan una palmada en la espalda, una caricia de consuelo, y listo; queda en el recuerdo el fracaso; pasa inadvertido para la mayoría, silencioso, apático, invisible.
Sin ser concientes de nuestro lugar en el mundo,  pertenecemos - con tarjeta dorada exclusiva- a un contexto social que nos vende que el cambio no es posible o dicho de otro modo cambiar es todo un imposible
El patético mantra de  la humanidad, que repite automáticamente cada día, es el típico ¿Qué a mi edad voy a cambiar yo? Pareciera que una mano negra sobrevuela nuestras cabezas y entorpece todo afán genuino de trascender; como dice el refrán "el que nace para pito no llega a ser corneta". Lo intentamos, nos esforzamos, sudamos, lo prometemos; incluso hacemos cábalas, no se lo contamos a nadie, hacemos cosas misteriosas pero a fin de cuenta  el Martín Fierro - Obra de José Hernández 1834/1886) resuena en el siglo XXI como una profecía auto cumplida "Al que nace barrigón es a ñudo que lo fajen" o más simple "aunque la mona se vista de seda... mona queda". Por citar sólo algunos de estos saberes populares. Pero ¿De dónde surge esa necedad a las posibilidades del campo cuántico? 
La idea de que el SER es inmutable está presentado en la sociedad en todos los discursos, formas y colores. Hicimos el pacto hace más de 2000 años atrás cuando teníamos que elegir un candidato: Parménides o a Heráclito. Ellos serían los que definirían la verdad de la milanesa para toda la humanidad, establecerían como SON las cosas y el mundo se construiría a partir de esas filosofías. 
 Parménides estableció que el ser es inmutable, y eterno, que la verdad se conoce a través de élHeráclito aseguró que el hombre no puede bañarse dos veces en el mismo río, el ser es un continuo devenir. Y GANO las elecciones PARNEMIDES. Con lo cual la idea de convertirnos o transformarnos en el amado y sexy  cisne siendo patitos feos es una locura total. Por esto ninguna dieta resulta. Por este componente filosófico que está grabado en algún brócoli neuronal. No nos olvidemos que las creencias son nuestros espacios de certeza, y crean mundos, naciones, guerras, religiones. 
Si cuando nuestros ancestros votaron por Parménides se  equivocaron, tremendo problema nos legaron porque la información sigue vigente en nosotros. Luego otros se dieron cuenta que tanta estabilidad del SER no era factible, avisaron que hubo un error en los inicios de los inicios; pero ¿Ahora olvidarnos de todo y empezar de nuevo? MÁS VALE MALO CONOCIDO QUE BUENO POR CONOCER. 

1 de abril de 2016

Nuestro Origen. Nuestro presente.



El punto de partida determina nuestro presente. Cada paso inicial nos lleva a dónde estamos parados hoy. Lo mismo sucedió con nuestra concepción y nacimiento. Somos resultado de lo que otros pensaron: de mamá y papá. 
Ellos nos formaron en sus cabezas y nos materializaron en el acto de la danza contorneante del óvulo que se muestra deseoso de ser fecundado y la jauría de espermatozoides que taladran la delgada menbrana hasta conquistarlo.
Pero ¿ Qué hay entre el óvulo y el espermatozoide? ¿Qué gestiona que la fecundación sea factible? Es mucho más que cálculos exactos. Que matemáticas perfectas. Óvulo +Espermatozoide no siempre da lugar a la vida.

¿Qué trata el taller VOLVER A NACER Y CURAR HERIDAS EMOCIONALES DE LA INFANCIA? ¿Se puede volver a nacer sin morir? ¿Se nace una vez o todos los días? ¿Qué heridas tengo si tuve una infancia feliz?

VOLVER A NACER Y CURAR HERIDAS EMOCIONALES DE LA INFANCIA es un taller que busca adentrarnos en las memorias de los tiempo de nuestra primera existencia, en la anidación en la tierra fértil del útero y el resto del camino recorrido.

10 de noviembre de 2015

EL VERDADERO PROBLEMA

Uno de los más grandes problemas que como seres humanos tenemos, es creer que tenemos problemas. Miramos la vida como una pantalla ajena a las proyecciones de nuestra conciencia local y pensamos desde este contexto que la película que vemos es lo único que podemos ver, que tiene un director horroroso y que encima nos negaron el papel principal.
Sin embargo, a razón de verdad, la vida es simplemente experiencia, no es ni buena ni mala, ni linda ni fea, ni abundante ni escasa. Es sólo experiencia, información que vamos creando, que colapsamos desde nuestro consiente limitado, maniobrado por el ego, al que no le gustan los cambios y por lo tanto, siempre o casi siempre permanecemos igual. Incómodos, enojados, reprimidos, sobre medicados, aguantando, callando…

23 de septiembre de 2015

Qué es ser hijo por sustitución?

 
El psicoanalista francés Márc Fréchet alguna vez señaló: “todo hijo es resultado de un idea preconcebida aún antes de ser concebido, ningún niño nace sin un “para qué”, el sentido de procrear la vida está sustentado en el deseo inconsciente de los padres. Según sus palabras nacemos porque mamá y papá tienen algo que resolver, dicho de otro modo, responder a un ¿para qué? Entonces se puede parir para crear una familia, para prolongar nuestra existencia a través de los niños, para materializar el amor, para solucionar los conflictos de pareja, para no estar solos en la vejez, para cumplir con lo esperado, para darle gusto a los abuelos, para realizarnos como personas, para tener un amor único y eterno, etc.

14 de septiembre de 2015

El destino Familiar


Lo creas o no. Lo sepas o lo ignores. Lo hagas consciente o pase desapercibido; todos los seres humanos desde el momento de la concepción comenzamos a absorber la historia de nuestro linaje familiar al que pretendes pertenecer al nacer. Antes se creía que llegábamos a esta vida como una tabla rasa, limpios, puros, intactos. Sin embargo, los avances en médico muestran día a día, que la vida fetal es un proceso de percepción de todas las emociones y experiencias que vivencia nuestra madre y el medio ambiente en el que se mueve.
No sólo grabamos si mira mucha televisión o escucha cual o tal cantante o si es una angurrienta del chocolate; las peleas con papá, los sentimientos de rechazo, sensaciones de abandono con causa real o simbólica, también se inscriben en nuestra conciencia, y al nacer: nacemos con todo lo proyectado y vivido en la vida intrauterina. Quizás puede parecer anecdótico pero mucho de lo experimentado en esos 9 meses van a influir en el resto de nuestras vidas; puesto que nuestros padres, abuelos, tíos, primos, hermanos; contribuyeron con sus designios a crear parte del destino que tendremos, a lo que llamaremos: destino familiar. En alusión a las predicciones, limitaciones, deseos, y temores de los miembros de la familia. Será abogado como el abuelo, tendrá muchos novios como la tía Teodora, o sentirá miedo por ser único hijo, son dichos inocentes que se adentran en nuestro inconsciente y se expresan como verdades. 
El árbol genealógico es un organismo vivo que nos precede y se impone. Crea un contexto en el que nacemos, con una misión – que ignoramos a nivel consciente – pero que por fidelidad a la sangre cumpliremos sin chistar – o quizás chistando – pero lo haremos para no deshonrar al clan. Esta lealtad invisible, tan fuerte, única y poderosa es la creadora de los lazos trans-generacionales que nos habitan y que explican las afinidades que solemos tener con uno o varios miembros de la familia. Actuamos de acuerdo a las necesidades impuestas, a las creencias que nos compartieron como verdades, y repetimos sin observarlo las historias de otros. 
¿Cuántas veces criticamos a la tía o la abuela por algo que no supo resolver y luego nosotros hacemos lo mismo? ¿Cuántas veces nos atrevimos a decir a mí eso no me pasaría y al tiempo estamos en la misma situación? Como una burla gigantesca la sombra del árbol, tarde o temprano nos alcanza, y nos impone a seguir de acuerdo a sus intereses. Cuando queremos torcer por nuestra propia voluntad el camino trazado, el árbol se queja, grita, resuena. Nos pone trabas, enfermedades, accidentes, desordenes amorosos. Y nos preguntamos ¿por qué? Porque ciertamente tu terquedad está relacionada con la necesidad de protegernos. Y teme que si hacemos algo diferente podamos crear un dolor que desequilibre a todo el clan.
Sin embargo, y mucho más en la actualidad, con la inmensa posibilidad que la vida nos pone en el camino del autoconocimiento, las personas traicionan el destino establecido porque toman conciencia de lo que NO quieren para sus vidas, y se arriesgan por eso que SI anhelan. Pero esta evolución que en apariencia es una bofetada a las raíces, representa una sanación general. Porque renunciar al destino impuesto implica romper con la identidad asignada y crear la verdadera, la genuina para realizar nuestro destino personal.
Sanamos el árbol cuando nos vivimos auténticamente como somos. Muchas veces la experiencia nos dice que a veces para ganar hay que estar dispuesto a perder. ¿ y tú traicionarías la fe de tu familia para lograr el desafío de ser tu mismo?




9 de septiembre de 2015

AmorES imposibles

No me gustaban, no los había probado, hasta que sin querer – queriendo- me adentre a su magia intacta…y emparejarnos con lo imposible le da un matiz especial a la vida… es como caminar de la vereda de enfrente y a la vez estar del otro lado… Ser testigo de la inmensa admiración, sin que el otro se inquiete por el sigilosos suspiro que su humanidad cotidiana despierta.
Me gustan los amores imposibles, porque tienen un código especial y no pasan de moda, no sucumben a la rutina, y un instante en ellos es vivido como eternidad hasta el próximo encuentro…
Adoro los amores imposibles… porque son tan cercanos, certeros, e inocentes como un rostro desprovisto de ego… se dejan acariciar por palabras generales, y no necesitan de un algo espacial para regocijarse en el perfume de la alegría…

¿Cuántos amores imposibles suma tu vida? Recuerdo que la abuela una vez me contó del suyo, hasta los últimos años de su vida lo recordó, y creo que por no ser consumidos se quedan en la memoria para siempre.
Jodorowsky dice “mientras hay memoria no hay olvido”, ¿ será que el amor de la nona se vive en el mío? ¿Cuántos amores desordenados hay en tu vida?

La psicosomática familiar sostiene que los desórdenes amorosos están íntimamente ligados con la herencia de los ancestros. ¿Amores imposibles? ¿Edipos y Electras no resueltos? ¿Modelos identificatorios paralizados?

Si quieres aprender más, te invito a participar del taller transgeneracional que  se dictará en la ciudad de México, los días 25 y 26 de septiembre.

19 de agosto de 2015

¿Qué es el ego?

Solemos decir “Tiene un ego”… como queriendo decir mucho más que eso; implica que es demasiado grande, exacerbado, extremista, o un excesivo amor propio. Identificamos el ego con algo que se ostenta. Tiene un ego es similar a tiene un perro, una casa, un auto, un libro; y sin embargo, obedecen a estructuras de pensamiento diferentes. El caso de ser poseedor habla de un sujeto y un objeto; pero en relación al ego, la expresión es insostenible dado que sujeto y ego se involucran. Cuando hablamos de ego no podemos hablar de algo diferente a quién lo identifica. El ego es la identidad que tomamos a la hora de nacer. Es la energía que nos separa de los otros, nos individualiza, nos hacer diferentes. Es nuestro Pepe Grillo que nos direcciona, empodera, traiciona, nos hace fracasar, cometer errores, volvernos narcisista, pedante, austeros, miserables, impropios, arrogantes, víctimas, sumisos. Es la falsa identidad con la que generamos empatía, nos acostumbramos a andar, nos dicen que somos, nos decimos que somos, y defendemos a sol y a sombra. Es un yo artificial creado por la familia, el contexto social, la cultura, es un máscara que nos ponemos para andar por la vida y no defraudar a nadie.
Es un YO con estímulos ajenos, un títere manejado por un contexto inmenso que precede y del que emerge, sin cuestionarse su origen. Sin embargo, detrás de esa cáscara- anida la esencia – esa fuera creadora íntimamente relacionada con la CONSCIENCIA del universo, con la inteligencia divina de la cual somos imagen y semejanza. Digo CONSCIENCIA para diferenciar de CONCIENCIA que alude a los procesos de nuestro cerebro cognitivo, y CONSCIENCIA lo reservo para la magia o conexión con la fuente, la vida, la energía espiritual que nos trasciende.

¿Cuál es el problema del ego?
El ego tiene muchos problemas pero que pueden resumirse en uno solo: la comparación. Mientras la Reina preguntaba en el cuento de Blancanieves… “¿espejito, espejito, quién es la más hermosa del reinado? Y el espejito respondía – Tú mi reina-, no había problema alguno; pero cuando la respuesta fue contraria a la voluntad de los oídos que la aclamaban, apareció el terror; otra mujer “más hermosa,” y el ego en nuestros cuentos cotidianos siempre nos lleva a vivir en comparación, y por lo tanto en detrimento de nosotros mismos; y en el miedo a ser rechazados por no ser suficientes.
El ego es una fuerza que nos impulsa a victimizarnos porque siempre estamos parados en la excesiva auto indulgencia o perfeccionismo. Nunca para el ego lo que hacemos es suficiente o por el contrario no podemos hacer nada. Nos invita a pararnos en extremos que nos llevan irrefutablemente al abandono de lo que creemos que queremos para nuestras vidas.
El ego nos conecta con la fuerza, con la disposición corporal mental de estar todo el tiempo a la expectativa, a la defensiva. En el continuo estrés de tener todo bajo control, no hay posibilidad para descubrir que hay algo más en el fondo.

El ego es un constante demandante, queremos saber más, tener todas las respuestas, nunca perder (ego intelectual), queremos ser jóvenes eternamente, detener el tiempo, ignorar el paso de la vida, nos sometemos a dietas extremas, ejercicios extremos, cirugías (ego material), queremos amar, ser amados, y amar más, ser únicos, los más importantes, los más recordados, los inolvidables (ego emocional), queremos seducir, atraer, conquistar, crear, poseer (ego libidinal).
¿Qué podemos hacer? Aprender a equilibrar esta energía que somos, educarla, vivenciándonos en el poder que realmente tenemos. El poder creador. Dejar de asistir a la reacción y a la fuerza como un medio para sobrevivir, y fluir sin resistencias en una plena rendición que implica la completa aceptación de lo que tenga que ser. Es decir, aprender a soltar el deseo de un resultado, no apegarnos a la expectativa de lo que podría acontecer, sino por el contrario mudarnos al aquí y ahora.
Si aprendemos a vivir el único momento posible que es el presente, el ego aprenderá a ser respetuoso y menos temeroso. Ya no se comparará con lo que sucedió en el pasado o podría suceder en el futuro. La raíz de nuestras inseguridades está en compararnos y vivir a destiempo.
El ego puede ser nuestro aliado. Hasta ahora ha sido la respuesta a nuestro particular tipo de conciencia. Si elevamos la conciencia, el ego será un alumnos aplicado.