19 de mayo de 2016

¿Por qué las dietas no funcionan?


¿Cuántas veces has querido bajar de peso? ¿Cuántas dietas has probado? ¿Has dejado de comer? ¿Hiciste sacrificios varios? ¿Proteínas? ¿Nada de sal? ¿Puro jugo verde? ¿Semillas? ¿Comer de parado? ¿No cenar? ¿Sólo té? ¿Comida macrobiótica? ¿Ejercicio? ¿Meditación? ¿Todo de todo y nada de nada ha funcionado? En este artículo tengo la respuesta para tí. 

Usualmente queremos alcanzar una meta, nos proponemos hacia donde queremos llegar y muy pocas veces lo logramos- (Optimistas obtentologos de todo abstenerse, acá hablamos honestamente)
En el mejor de los casos, los que están cerca de nosotros nos dan una palmada en la espalda, una caricia de consuelo, y listo; queda en el recuerdo el fracaso; pasa inadvertido para la mayoría, silencioso, apático, invisible.
Sin ser concientes de nuestro lugar en el mundo,  pertenecemos - con tarjeta dorada exclusiva- a un contexto social que nos vende que el cambio no es posible o dicho de otro modo cambiar es todo un imposible
El patético mantra de  la humanidad, que repite automáticamente cada día, es el típico ¿Qué a mi edad voy a cambiar yo? Pareciera que una mano negra sobrevuela nuestras cabezas y entorpece todo afán genuino de trascender; como dice el refrán "el que nace para pito no llega a ser corneta". Lo intentamos, nos esforzamos, sudamos, lo prometemos; incluso hacemos cábalas, no se lo contamos a nadie, hacemos cosas misteriosas pero a fin de cuenta  el Martín Fierro - Obra de José Hernández 1834/1886) resuena en el siglo XXI como una profecía auto cumplida "Al que nace barrigón es a ñudo que lo fajen" o más simple "aunque la mona se vista de seda... mona queda". Por citar sólo algunos de estos saberes populares. Pero ¿De dónde surge esa necedad a las posibilidades del campo cuántico? 
La idea de que el SER es inmutable está presentado en la sociedad en todos los discursos, formas y colores. Hicimos el pacto hace más de 2000 años atrás cuando teníamos que elegir un candidato: Parménides o a Heráclito. Ellos serían los que definirían la verdad de la milanesa para toda la humanidad, establecerían como SON las cosas y el mundo se construiría a partir de esas filosofías. 
 Parménides estableció que el ser es inmutable, y eterno, que la verdad se conoce a través de élHeráclito aseguró que el hombre no puede bañarse dos veces en el mismo río, el ser es un continuo devenir. Y GANO las elecciones PARNEMIDES. Con lo cual la idea de convertirnos o transformarnos en el amado y sexy  cisne siendo patitos feos es una locura total. Por esto ninguna dieta resulta. Por este componente filosófico que está grabado en algún brócoli neuronal. No nos olvidemos que las creencias son nuestros espacios de certeza, y crean mundos, naciones, guerras, religiones. 
Si cuando nuestros ancestros votaron por Parménides se  equivocaron, tremendo problema nos legaron porque la información sigue vigente en nosotros. Luego otros se dieron cuenta que tanta estabilidad del SER no era factible, avisaron que hubo un error en los inicios de los inicios; pero ¿Ahora olvidarnos de todo y empezar de nuevo? MÁS VALE MALO CONOCIDO QUE BUENO POR CONOCER. 


Cada día creamos nuestra realidad. Consciente o Inconscientemente, y claro está, que la mayor parte del tiempo la hacemos con la parte oculta, la que no se ve del iceberg. Ahí está toda la información que nos domina, todos los códigos que repetimos como sagrados aún sin mover los labios.

Tenemos al día alrededor de 70 mil pensamientos, y una y otra vez, el 90% de esos pensamientos son los mismos del día anterior. Repasamos la grabadora, vamos para atrás y otra vez lo mismo. Tenemos "ganas" de hacer algo diferente con nuestra vida, el entorno, la salud, las relaciones y sin embargo, todo sigue igual. 
Los cambios que creamos corresponden al abanico de las acciones, una pincelada superficial. Porque cada día pensamos lo mismo, lo que nos lleva a tomar las mismas decisiones, lo que implica las mismas conductas, lo que conduce a las mismas experiencias, lo que genera las mismas emociones, que a su vez engendra los mismos pensamientos.  A este proceso le llamo PROCESO DE CREACIÓN DE LA REALIDAD, que en el interior de nuestras células activa los mismos circuitos cerebrales, los mismos químicos, los mismos genes, las mismas proteínas. Entonces cada día seguimos siendo los MISMOS.
Tenemos la astucia de transformarnos, pero es como si fuésemos de viaje a un lugar determinado, confiados de que vamos en la dirección correcta, pero al volante vamos gritando, pensando, diciendo "no existe ese lugar" "no voy a llegar nunca" " por acá no puede ser que sea" " seguro lo borraron del mapa" y en el retorno próximo siguiente volanteamos y regresamos a casa.
Lo mismo con las dietas, comienzas una dieta  pero adentro tuyo activas los mismos pensamientos ( odio estar a dieta), las mismas decisiones ( comeré un chocolate porque estoy estresada), las mismas conductas ( Si me lo merezco trabajé todo el día, un apapacho de vez en cuando está bien) las mismas experiencias ( delicioso el chocolate y no ese jugo asqueroso) las mismas emociones ( ahora me siento más contenta y podré dormir tranquila) los mismos pensamientos ( nunca podré adelgazar la lonja si sigo comiendo chocolates en la noche pero... es que odio estar a dieta, y eso me estresa... etc.) 
Hasta que no cambies el hábito...  y no aplica a  COMER, TOMAR, O NO HACER EJERCICIO, no... HASTA QUE NO CAMBIES el HÁBITO DE SER TU MISMO... no habrá resultados nuevos, éste YO que estás siendo tiene estos resultados, si pudieses llegar a experimentar  otros resultados, entonces no sería éste YO serías un NUEVO YO - uno diferente -.
Hoy la neurociencia apoya la candidatura de Heráclito, entre otras disciplinas - y filósofos juntos con la historia pero no es momento de hablar de ellos. 
Este ser limitado, biológico que somos PUEDE CAMBIARSE CONSTANTEMENTE HASTA EL ÚLTIMO DÍA DE SU VIDA.
Si quieres que algo pase en tu vida, renuncia al YO que estás haciendo. No me preguntes ¿Cómo? esa es la pregunta de tu YO de SIEMPRE. Sólo activa e integra universos diferentes dentro de ti a cada instante. 

7 comentarios:

  1. es verdad el cambio de adentro hacia afuera, es importante cambiar de habitos.

    ResponderEliminar
  2. Me encantó este artículo Chuchi!! Saludos fraternos!! :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegraaaaaa..... gracias por comentar.... abrazos

      Eliminar
  3. Tienes toda la razón Chuchi, gracias por compartirte !!

    ResponderEliminar

¡Un blog se nutre de comentarios, deja tu huella, muchas gracias por compartir!